Bibliadetodos

La Santa Proclamacion de Dios

DESCARGAR
LA SANTA PROCLAMACION DE DIOS Gn. 1:1-31
OBJETIVO:
Reconocer, recibir y reproducir la bondad de Dios, que se expresa en Jesús, la luz, desde la primera página de la Biblia.
VERSICULO PARA MEMORIZAR:
“En el principio creó Dios los cielos y la tierra.” (Génesis1:1)
TEMA:
Hoy iniciaremos un nuevo viaje en el estudio de la Palabra de Dios, en esta ocasión nuestro recorrido será por el primer libro de la Biblia, “Génesis”. Este libro fue escrito por Moisés, y aquí nos dice cuál es el origen de todo lo que existe en el universo y nos habla de cuando el propósito y la obra de Dios, se hicieron realidad.

La palabra génesis significa “origen” y proviene del hebreo B’reshith que quiere decir “En el principio”. Es muy importante saber y creer que “en el principio” sólo existía Dios y Él creó todas las cosas, o sea que las hizo de la nada.

La Biblia es el único libro que nos enseña cómo y cuándo se creó el universo y todo lo que existe. En el primer capítulo del libro de “Génesis” nos dice claramente. que el creador de todo fue Dios y nos enseña que Dios es una persona y todo lo que creo lo hizo con el poder de su Palabra, dándole un orden y un propósito.

¿Cómo sabemos que Dios es una persona? Porque Moisés nos menciona los atributos o características que nos muestran como es Dios. Estas características son que Dios es creador, se mueve, habla, separa y llama dando un propósito a cada cosa.

¿Cómo fue creado todo? Dios creo el universo y todo lo que existe en 6 días.

El primer día Dios manifestó la “luz” y la separó de las tinieblas, y nos dice que todo estaba en desorden y vacío. La Palabra de Dios nos dice que Jesús es la “Luz” y cuando no tenemos a Jesús en nuestra vida andamos en las tinieblas, y nuestra vida está en desorden y sin propósito.

El segundo día, Dios separó las aguas y una parte quedó arriba y Dios lo llamó «cielo» y la otra parte quedo abajo y le llamó las <>.

El tercer día creo nuestro planeta y juntó por un lado las <> y las llamó <> y por el otro puso la tierra seca, y la tierra dio origen a las plantas y a los árboles.

El cuarto día, Dios creo el Sol, la luna y las estrellas, para que alumbren durante el día y la noche y para marcar las estaciones, los días y los años.

El quinto día, Dios creo toda clase de peces y los puso en los mares y creo aves para que estuvieran en el cielo.

El sexto día, Dios creo toda clase de animales que conocemos en nuestro planeta. Dios creo toda forma de vida según su “genero” y los bendijo para que llenaran el cielo, el mar y la tierra. Después creó al hombre y a la mujer a la imagen y semejanza de Dios. Las personas somos la obra maestra de la creación de Dios, somos la inspiración de su amor. Dios también bendijo al hombre y a la mujer para que se multiplicaran y les dio la tarea de cuidar la tierra.

Después de cada día de la creación Dios observaba lo que había hecho y vio que “era bueno”. Por eso debemos expresar al Señor alabanza y gratitud por ser nuestro creador y porque tiene poder sobre todo lo que Él ha creado.

Tags :