Bibliadetodos

Es Tiempo de Alabar

La alabanza tiene un poder enorme.

Siempre me ha impactado ese pasaje de la Biblia que habla acerca de la inauguración del Templo, allá por los tiempos de Salomón. Dice la Biblia que los músicos, “a medida que alzaban la voz con trompetas y címbalos y otros instrumentos de música, y alababan a Jehová, diciendo: Porque él es bueno, porque su misericordia es para siempre; entonces la casa se llenó de una nube, la casa de Jehová. 14Y no podían los sacerdotes estar allí para ministrar, por causa de la nube; porque la gloria de Jehová había llenado la casa de Dios” (2 Crónicas 5:13-14).

¡Wow! Estos músicos escogieron cantar acerca de la bondad y la misericordia de Dios, y el resultado fue que la Presencia de Dios llenó no solo sus vidas, sino incluso el edificio en el que se encontraban. Tal fue el impacto de esta alabanza, que la expresión “Porque Dios es bueno, porque su misericordia es para siempre” impactó al pueblo de Israel, a tal punto que encontramos este canto en varios pasajes a lo largo del Antiguo Testamento.

A Dios le agrada cuando, en medio de las tinieblas en las que vivimos, somos capaces de declarar Su bondad, y de celebrarla en nuestras vidas. Es ahí, en medio de esa alabanza, donde los milagros ocurren, y donde Su Presencia es manifiesta. ¡Cuando celebras Su bondad, Su gloria impacta tu realidad!

¿Quieres alabar al Señor conmigo en este día? “Gracias, Dios mío, gracias, porque Tú eres bueno, y tu misericordia es para siempre. Tu misericordia para con mi vida no tiene límites, y las circunstancias por las que pase jamás cambiarán esa realidad. ¡Gracias Señor! ¡Gracias por Tu amor! ¡Gracias por estar conmigo y por nunca abandonarme! ¡Gracias por los milagros que has hecho, y por todos los que vas a seguir haciendo en mi vida! Que Tu Nombre sea levantado en mi vida. En el Nombre de Jesús. ¡Amén”.

Hemos llegado al final de esta serie. ¡Deseo que haya sido de gran bendición para tu vida! No olvides descargar a continuación la Guía de Estudio que he preparado. En ella encontrarás un resumen de las 7 claves que hemos analizado a lo largo de estos días, y preguntas para la reflexión, que te ayudarán a profundizar más en este tema.

Sé bendecido, querido(a) amigo(a), y no dejes de disfrutar la bondad de Dios en cada detalle de tu vida en este día.